Desarrollo social (de 0 a 5 años)


Kenny de 5 años un niño extranjero llega al Parque Omar por primera vez con su madre, mira el columpio y corriendo va a jugar. Se mueve en el columpio con mucha risa y grita “Mamá mira casi toco las nubes”. Diego llega unos minutos más tarde y admirado por la alegría que expresa Kenny se anima al columpio también.

Transcurre un tiempo y Diego comenta: “Vamos al sube y baja” Kenny lo mira con un poco de timidez y responde “vamos”.
Ambos suben y bajan, suben y bajan; luego Kenny expresa: “espérate, tengo una mejor idea”, corre donde su mamá “me pasas el balón para jugar futbol con mi amigo”.Hoy escribiré un poco sobre el desarrollo social en los niños de 0 a 5 años y como los padres pueden fortalecer esta gran habilidad.
Durante el primer año el niño quiere descubrir el mundo y desarrollar algunas destrezas para llegar a su logro “movilizarse y tocar todo, para conocer cada detalle de lo que esta a su alrededor ”.

Su socialización esta enfocada en las figuras significativas como los padres, abuelos y amigos mas allegados a la familia, con ellos muchas veces comparte risas, les gusta que lo carguen y levanten, puede imitar las expresiones verbales del adulto, iniciando así gestos. Le sonreirá a las personas que le presten atención.
En ocasiones los padres se preocupan “este niño se va de brazos con desconocidos” debemos tener en cuenta que él o ella observara rostros que se parezcan a personas que ya conoce, por eso se alegrara e ira de brazos.
Con otros niños demostrara interés aunque por el momento no tendrán juegos en común.
En las reuniones familiares podrá cantar algunas canciones que, siempre y cuando sepa que todos le aplaudirán.

En el segundo año inicia a desarrollar su lenguaje y así podrá expresar un “hola”. Son firmes y enérgicos se hacen valer por si mismos diciendo “no” a los pedidos de los adultos o “yo puedo solo”.

Miran a otros niños y enseguida se sientan juegan paralelo es decir en la presencia o compañía de otros infantes, porque en esta edad son posesivos con sus juguetes. A muchos padres les puedo parecer común escuchar la frase “eso es mío”. Aquí pueden empezar a surgir los berrinches o famosas pataletas.

Alrededor de los tres años el niño le expresa a sus amigos lo que va hacer “voy a saltar muy alto, mira lo rápido que voy a correr”.

Aquí inicia a compartir un poco ya tolera que otros niños usen sus juguetes, les explica como funciona y se mantiene muy entusiasmado.
Si tiene hermanos o está en la guardería inicia a esperar su turno sin tantas pataletas.

Llegamos a los cuatro años juega más con otros niños, comparte sus juguetes, habla sobre las cosas que le parecen asombrosas y sencillamente dice “ quiero salir a jugar con mi vecinito o vamos al parque allá hay otros niños” su interés por socializar se hace interesante. Habla con niños que no conoce expresando mucha alegría, porque ya reconoce que con otros niños puede vivir experiencias increíbles. En esta etapa ya quieren ir a la escuela o salir a todos los cumpleaños, porque encontrara otros niños con los mismos intereses.

A los cinco años sus destrezas psicomotoras y de lenguaje están mas desarrolladas, favoreciéndoles su comunicación e interacción con otros niños. Puede tener dos, tres o cuatro amigos favoritos. Iniciara el preescolar que será la puerta de entrada para muchos niños y niñas para el camino de la socialización.Como padres debemos tener presente que durante este proceso nosotros somos una pieza fundamental en la crianza de los niños.

Entonces, aquí les dejo algunas recomendaciones para estimular el desarrollo social en nuestros niños y niñas:

  • Visite áreas de entretenimiento para niños, puede ser el parque, la cancha de deportes, entre otros lugares.
  • Si su hijo o hija se muestra tímido no le insista, coméntele lo mucho que se divertirá al conocer niños y niñas.
  • En ocasiones sugiera estrategias para que inicie a interactuar como: “hola, como estas”, “a mi también me gusta jugar a la pelota”, entre otras.
  • Por favor NO le diga: “si te pegan ¡pega!”, recuerde son niños y ellos pueden tener diferencias por algún juguete, permita tomarse un tiempo para que lo resuelvan. O sencillamente bríndele alternativas para solucionar la situación, recuerde MANTENGA LA CALMA.
  • Hable con su hijo o hija sobre sus amigos, a que juegan y sobre todo lo mucho que se divierten.
  • Cada vez que le presente un nuevo amigo manténgase entusiasmado expresando interés y alegría por conocer al otro niño.

Leave a Reply